Archivos Mensuales: noviembre 2011

Reforma del Empleo Doméstico

Estándar

Como ya sabréis, por fin se ha realizado la reforma del empleo doméstico, aunque todavía queda largo trabajo por hacer, puesto que ciertos derechos imprescindibles como la prestación por desempleo, aún no viene recogidos.

Os dejo el comunicado de la Federación Andalucía Acoge.

La Federación Andalucía Acoge celebra la reforma del empleo doméstico publicada ayer en BOE, por la que se reconocen importantes derechos para las cerca de 300.000 personas empleadas en este sector en España, según datos del Ministerio de Trabajo e Inmigración. La organización lleva años realizado un intenso trabajo de denuncia acerca de la desprotección que sufrían estas personas y la reivindicación de sus derechos, a través de la campaña EMPLEADA. Ni Sirvienta, Ni Criada, muchos de los cuales se ven cumplidos por fin hoy, aunque queda mucho por hacer.

Entre los avances que contempla el Real Decreto publicado ayer se establece la obligatoriedad de realizar un contrato por escrito, el pago de al menos Salario Mínimo Interprofesional, la limitación de 40 horas semanales y ocho al día, la ampliación del descanso entre jornadas que pasará de 14 a 12 horas, el pago mediante documento justificativo o nómina, vacaciones de 30 días de duración (15 de los cuales tiene el derecho a escogerlos libremente y de manera continuada) y todas las fiestas y permisos recogidos en el Estatuto de los Trabajadores, tales como lactancia, nacimiento de hijo prematuro y cuidado de familiares dependientes, antes excluidos.

En cuanto a las indemnizaciones, el Real Decreto establece compensaciones por finalización de contrato, muerte, jubilación o incapacidad del empleador, despido improcedente y libre desestimiento, aunque en algunos casos quedan por debajo del régimen general.

Por otro lado, en lo referente a Seguridad Social, las personas empleadas de hogar tendrán derecho a cobrar su baja por enfermedad desde el cuarto día, en lugar de a partir del 29º, y se reconocen las bajas por accidente o enfermedad laboral, que empezarán a cobrarse desde el primer día.

A pesar de valorar como “positivas” estas reformas, la organización lamenta profundamente que las modificaciones que se han realizado del sector no incluyan la prestación por desempleo, un derecho básico de cualquier persona trabajadora que en sucesivo seguirá siendo vulnerado, que las pagas extraordinarias no se equiparen al Estatuto de los Trabajadores y que las indemnizaciones por libre desestimiento sean tan bajas. Además, entiende que estos cambios requieren un esfuerzo importante de las familias empleadoras, por lo que estima acertadas las bonificaciones durante los tres primeros años a las personas que contraten.

Por último, Andalucía Acoge reclama que la regulación del trabajo por horas, que deberá abordarse en breve, habrá de contemplar que el pago de la cotización a la Seguridad Social se realice de manera compartida entre la persona empleada y la empleadora. Además, considera de vital importancia que el Gobierno realice un seguimiento y evaluación permanentes del cumplimiento de los derechos que recoge la reforma, para que los logros emprendidos sean una realidad.